viernes, enero 15, 2021

Vaticano anuncia que la celebración del «Miércoles de Ceniza», se realizará con sana distancia por Covid-19

El Miércoles de Ceniza es una de celebraciones más importantes para los fieles católicos. Sin embargo, este año dicha celebración que marca el inicio de la cuaresma se verá modificada por la pandemia.

Cada Miércoles de Ceniza los feligreses hacen fila al interior de la iglesia para recibir una cruz de ceniza en la frente. Durante esta acción el padre dice la frase “polvo eres y en polvo te convertirás” o, en su defecto, “arrepiéntete y cree en el evangelio”.

Sin embargo, este rito sin modificaciones sería un potencial riesgo para la feligresía en tiempo de Covid-19. Por ello el Vaticano anunció modificaciones extraordinarias para mayor seguridad.

La Congregación para el Culto Divino y la Disciplina de los Sacramentos, encargada de estudiar y regir los asuntos concernientes a la liturgia, dispuso que este año se opte por la sana distancia durante el rito. El documento firmado por el prefecto Robert Sarah establece que el sacerdote dirá en una sola ocasión para todos los fieles “polvo eres y en polvo te convertirás”.

“Pronunciada la oración de bendición de las cenizas y después de asperjarlas, sin decir nada, con el agua bendita, el sacerdote se dirigirá a los presentes, diciendo una sola vez y para todos los fieles, la fórmula del Misal Romano: ‘Convertíos y creed en el Evangelio’, o bien: ‘Acuérdate de que eres polvo y al polvo volverás’”, dice el documento.

Después, el padre podrá sanitizar sus manos y colocarse un cubrebocas antes de imponer la ceniza a los presentes en silencio. También podrá acercarse a los fieles y solo dejar caer la ceniza sobre ellos.

Similar Posts