jueves, diciembre 9, 2021

Sale del hospital el cardenal Norberto Rivera, tras estar delicado por Covid-19

La Arquidiócesis Primada de México dio información sobre la salud del Arzobispo Emérito

El cardenal Norberto Rivera Carrera ya salió del hospital, en donde permaneció internado durante varias semanas debido a su contagio de Covid-19.

A través de un comunicado, la Arquidiócesis Primada de México dio una actualización sobre el estado de salud del también Arzobispo Emérito.

“La salud de su Eminencia Cardenal Norberto Rivera Carrera, Arzobispo Emérito, ha evolucionado positivamente. Agradecemos a Dios que este día ha dejado el hospital para trasladarse a su domicilio y continuar el proceso de recuperación”, se indicó en el documento.

“Que nuestra Madre Santísima, Salud de los Enfermos, siga intercediendo por todas nuestras familias y comunidades parroquiales, por los enfermos en general, y especialmente por quienes hoy sufren las afectaciones de la pandemia por Covid-19″, añadió el comunicado.

Y es que desde el pasado 16 de enero se supo que Norberto Rivera, de 78 años, estaba contagiado de Covid-19 y un día después trascendió que se encontraba hospitalizado.

Durante estas semanas de hospitalización surgieron diversas versiones sobre la salud de cardenal, pues incluso la Arquidiócesis tuvo que salir a rechazar información relacionada con un supuesto deceso.

“Esta información que circula en internet es falsa. El cardenal Norberto Rivera está siendo atendido en un hospital. Sigamos orando por el Arzobispo Emérito de México”, indicó la institución en sus redes sociales el pasado 18 de enero y a través de un comunicado agregó que el arzobispo estaba “siendo debidamente atendido y él mismo pide la oración del Pueblo de Dios para hacer frente a esta situación tan especial. Y quienes peregrinamos en esta Arquidiócesis de México, estamos filialmente comprometidos en la plegaria por quien presidió esta iglesia particular”

Poco después surgió otra historia según la cual el cardenal no contaba con los recursos económicos suficientes para costear su tratamiento médico. De acuerdo al sitio Religión Digital, especializado en asuntos eclesiásticos, Rivera Carrera tiene derecho de recibir el sostenimiento de la diócesis a la que prestó sus servicios episcopales por 22 años, de 1995 a 2007. Esto incluye una pensión, además de la “seguridad relativa a su salud”.

 

Similar Posts

A %d blogueros les gusta esto: