martes, noviembre 30, 2021

«Ni aplausos, ni silencios cubrirán yerros del GCDMX en la pandemia»: Royfid Torres González

Si bien la Pandemia por COVID19 no es responsabilidad del gobierno de la Ciudad de México, sí las malas decisiones o acciones tardías por parte de los responsables, derivando en una tasa de mortalidad en la Ciudad de México que, a la fecha, suman 85 mil decesos en exceso, así como con una reconversión de hospitales que dejó a un millón de pacientes sin atención por otros padecimientos, saldos que ni los silencios, ni los aplausos serán suficiente para honrar su memoria, aseguró el representante ciudadano, Royfid Torres González, durante la comparecencia de la secretaria de salud local, Oliva López Arellano.

El coordinador de la Asociación Parlamentaria Ciudadana agradeció la presencia de la funcionaria en el Pleno de Donceles; sin embargo, hizo varios cuestionamientos ante las decisiones y omisiones durante la gestión del COVID19 en la Ciudad.

“Esta administración minimizó la llegada del virus a la ciudad y perdió tres meses para prepararnos en enredos de comunicación, desinformación y obediencia ciega, que trajeron como consecuencia la peor crisis de salud en la historia. La cadena de malas decisiones ocasionó que, durante la primera ola de contagios, atestiguáramos escenas que iban desde protestas de personal médico por falta de insumos, hasta el pesar de familias por buscar durante días un hospital para alguno de sus integrantes, mismas que se repitieron hasta hace unos meses, en la tercera ola”, indicó.

El legislador integrante de la Bancada Naranja en el Congreso de la Ciudad de México ilustró que muchas acciones fueron ineficaces, pues la entidad dobla el número de muertes que Metrópolis como Buenos Aires, Sao Paulo, Nueva York o Deli.

“La semana pasada decían que el exceso de mortalidad por COVID 19 en la Ciudad de México era una mentira, se jactaban de que contamos con un porcentaje el 4.4 por ciento de defunciones por cada 100 mil habitantes, pero lo que no dice es que en ciudades de similar tamaño en la región el porcentaje es menor: de 3.4% en Sao Paulo, aún con lo terrible que ha sido la gestión en Brasil; 2.6, en Buenos Aires o Nueva York, una de las ciudades más afectadas del mundo, con 2.1. Entonces, ¿por qué tenemos el doble de fallecimientos? ¿por qué llegamos a la cifra de 85 mil muertes en exceso? ¿dónde radica el éxito en el combate a la pandemia con estas cifras?”, cuestionó.

Torres González señaló que otro yerro de las autoridades de salud fue cambiar de semáforo epidemiológico el pasado 4 de diciembre, alterando las propias cifras de hospitalizaciones en su relación con disponibilidad de camas.

“Para esa semana (del 15 al 21 de noviembre) el índice de positividad se encontraba en 36por ciento y las camas con ventilador mostraban una ocupación del 59.5, datos suficientes para alcanzar los 33 puntos necesarios para cambiar el semáforo a rojo. ¿Nos podría decir, secretaria, de dónde obtuvieron los datos que arrojaban un 25% de positividad y un 45% de ocupación de camas con ventilador? Datos que hasta hoy no han sido explicados ni actualizados en las cifras oficiales de la propia Secretaría”

Por otra parte, el representante ciudadano señaló que la reconversión de hospitales generó un déficit en la atención de especialidad de un millón de citas, lo que tuvo y tendrá un efecto negativo. Además, mencionó, se caducaron miles de medicinas para el cáncer, la diabetes y otras enfermedades en el almacén central de la Secretaría de Salud mientras las personas denunciaban la escasez de los mismos. “Tampoco señalan denuncias o investigaciones por parte del Órgano Interno de Control a este respecto”, dijo.

El legislador recordó el “cierre temporal” de la clínica integral para obesidad del Hospital Rubén Leñero desde 2020, dejando a cientos de pacientes sin seguimiento y a otros tantos en espera de intervenciones. “Si cerró por actos de corrupción como lo señalan, ¿cuál ha sido el avance en las investigaciones sobre el médico y la trabajadora social implicados en estos hechos? ¿Por qué en lugar de corregir las irregularidades, se acabó la atención, dejando inconclusos los tratamientos?”, sostuvo.

Finalmente, el legislador aludió que los errores mencionados fueron por haber priorizado un discurso político, pues “ha quedado claro que no hay ni ha habido una estrategia sujeta a la evidencia científica para controlarla, que ha hecho a un lado las voces de expertas y expertos para defender la visión de un gobierno, y ese ha sido por creer que el manejo de la pandemia se trataba de sus gobiernos y de sus líderes, no de un tema de salud pública”.

Por su parte y durante el uso de la réplica, la diputada Daniela Álvarez Camacho aseguró que el sector Salud no es prioridad para la actual administración, muestra de ello es el monto destinado en este año, cuando la Pandemia continúa.

“El Gasto Neto Total aprobado para este 2021 del sector público de la Ciudad de México fue alrededor de 218 mil millones de pesos y, al corte del Informe, se modificó a 235 mil millones, un aumento de casi 18 mil millones de pesos; sin embargo, para la Secretaría de Salud la ampliación fue solamente de 185 millones, apenas el 1.0 por ciento de todo el incremento de las dependencias y entidades. Ese es el grado de importancia que le dan a la salud en el Gobierno de la CDMX”, comentó.

La diputada de Acción Nacional relató que hace unos días visitó el Hospital Materno Infantil de Topilejo, donde encontraron diversas irregularidades y los trabajadores le comentaron que, pese a que es presumido por la administración local, se cederá su gestión del Instituto Nacional de Salud y Bienestar (INSABI).

“Doctoras doctores y personal administrativo nos dijeron que hay una falta de pago, el personal empieza a renunciar por adeudos de van desde las 3 hasta las 8 quincenas o que a pesar de ser un hospital COVID, no cuenta con suficientes especialistas, no hay insumos, no hay neumólogos y, en general, los materiales que tienen son escasos y están deteriorados, lo que provoca que se les cobre a los pacientes por usar los aparatos”.

Finalmente, aseguró que ante las fallas del sistema de salud local y del país pasamos de uno “malo a uno inexistente”, por lo que ofreció el apoyo de la Asociación Parlamentaria Ciudadana para su mejora.

“Venir a señalar que todo está bien y mencionar cifras alegres no resolverá el grave problema en materia de salud. Seamos empáticos y empáticas a las situaciones a las que hoy nos enfrentamos. Coincidimos plenamente con usted en atender las causas y no solo gestionar las consecuencias y, aprovecharía, para retomar una frase que apenas hace una semana dijo en esta tribuna el secretario de Gobierno: ‘dejemos atrás los resentimientos’, entendamos que son las acciones del presente las que nos ayudarán a salir de esta crisis en el sector salud”, culminó.

Similar Posts

A %d blogueros les gusta esto: