Inicio / Justicia / Móvil del asesinato de Mario Olivo de Tampico, pasional: Procurador

Móvil del asesinato de Mario Olivo de Tampico, pasional: Procurador

Keren, su exnovia, fue quien lo sacó mediante engaños de su casa para llevarlo a un domicilio en Ciudad Madero donde en complicidad de dos sujetos lo mataron.

El pasado 1 de junio, Mario Eduardo Olivo, estudiante de la Universidad Autónoma de Tamaulipas (UAT), salió de su casa en Tampico para dirigirse a ciudad madero en compañía de una amiga.

A las 8 de la noche tuvo la última comunicación con su padre y después no se supo nada de él.

La familia no recibió solicitud de rescate y el 3 de junio denuncio su desaparición ante la Procuraduría estatal.

El 9 de junio, familiares, amigos y compañeros participaron en una marcha para pedir su aparición con vida. Una segunda movilización ocurrió el 14 de julio.

La investigación de la Procuraduría llevó a la detención de dos hombres y una mujer, de nombre Keren, quien había sido su novia.

“La última persona que estuvo con Mario fue su exnovia, a la cual cayó en una serie de contradicciones que permitieron que las investigaciones continuaran y establecer a través de enlaces telefónicos y una red de vínculos que la probable responsabilidad de ella junto con su actual pareja”, señaló Irving Barrios, procurador de Justicia de Tamaulipas

La investigación reveló que Keren fue quien lo sacó mediante engaños de su casa para llevarlo a Ciudad Madero. Ahí, la mujer y su actual pareja, Gilberto “N”, lo llevaron a un domicilio en donde con ayuda de César Adrián “n”, otro cómplice, lo asesinaron.

“Hay un sadismo, lo cometieron con un exceso de violencia y la intención era desaparecer el cuerpo, fue mutilado el cuerpo. Desde luego todo eso apunta a un móvil netamente pasional. El, actual pareja, ahí como que había una especie de resentimiento al joven Mario”, dijo Irving Barrios, procurador de Justicia de Tamaulipas.

Keren, Gilberto y César serán procesados por los delitos de secuestro, homicidio y lo que resulte. no cuentan con antecedentes penales ni se les relaciona con ningún grupo criminal.

 

Redacción unomásuno

unomásunomxoficial@gmail.com

D.R. unomásuno, 2019