Inicio / Cultura / Glaciar de Groenlandia crece de nuevo tras derretimiento: NASA

Glaciar de Groenlandia crece de nuevo tras derretimiento: NASA


La NASA detalló que el glaciar «Jakobshavn ahora fluye más lentamente, se espesa y avanza hacia el océano en lugar de retirarse más hacia el interior»
Un estudio de la NASA indica que el glaciar Jakobshavn, ubicado en  Groenlandia y el que más hielo perdió durante los últimos 20 años, ha ganado volumen en los últimos dos años.
En dicho informe, publicado en la Nature Geoscience, la NASA detalló que “Jakobshavn ahora fluye más lentamente, se espesa y avanza hacia el océano en lugar de retirarse más hacia el interior”.
Dicho glaciar aún se suma al aumento global del nivel del mar, por lo que continúa perdiendo más hielo en el océano de lo que gana con la acumulación de nieve, pero a un ritmo más lento.
Los investigadores concluyen que la desaceleración de este glaciar, conocido en la lengua groenlandesa como Sermeq Kujalleq, se produjo porque una corriente oceánica que lleva agua a la superficie oceánica del glaciar se enfrió mucho más en 2016. Las temperaturas del agua en las proximidades del glaciar son ahora más frías.
Los científicos estaban tan sorprendidos de encontrar el cambio que Ala Khazendar, del Laboratorio de Propulsión a Chorro de la NASA en Pasadena, California, dijo: “Al principio no lo creíamos. Habíamos asumido que Jakobshavn continuaría lo que había hecho en los últimos 20 años”. Sin embargo, la misión Oceans Melting Greenland (OMG) ha registrado agua fría cerca de Jakobshavn durante tres años consecutivos.
Los investigadores sospechan que el agua fría se puso en movimiento debido a un patrón climático llamado Oscilación del Atlántico Norte (NAO), que hace que el Océano Atlántico norte cambie lentamente entre el clima cálido y el frío cada cinco o veinte años. El patrón climático se instaló recientemente en una nueva fase, enfriando el Atlántico en general. Este cambio estuvo acompañado por un enfriamiento adicional en 2016 de las aguas a lo largo de la costa suroeste de Groenlandia, que fluyó hacia la costa oeste, hasta llegar a Jakobshavn.
Cuando el patrón climático cambie de nuevo, es probable que Jakobshavn comience a acelerar y adelgazar nuevamente.
Josh Willis, de JPL, el investigador principal de OMG, explicó: “Jakobshavn está teniendo una ruptura temporal con este patrón climático. Pero a largo plazo, los océanos se están calentando. Y ver que los océanos tienen un impacto tan enorme en los glaciares son malas noticias para la capa de hielo de Groenlandia”.

Redacción unomásuno
unomásunomx@gmail.com
D.R. unomásuno, UTV 2019