Inicio / Notimomento / En Polanco no respetan medidas sanitarias pese a semáforo naranja por coronavirus

En Polanco no respetan medidas sanitarias pese a semáforo naranja por coronavirus

Realizamos un recorrido por el corredor gastronómico de Polanco y pudimos constatar que los restauranteros cumplen con la norma sanitaria por coronavirus COVID-19, sin embargo, son los comensales los que incumplen principalmente en la sana distancia y el uso del cubrebocas.

Aunque está prohibido tener música a volumen alto en algunas ocasiones los clientes se ponen a cantar con guitarristas callejeros lo que puede provocar contagios.

Román Robledo, restaurantero, dijo: “Sí es complicado porque obviamente vienen a esparcirse, a liberarse un poco de la tensión, de la cuarentena, y si es complicado que tengan el cubrebocas o de que tengan la careta”.

Un transeúnte hizo la observación de que una vendedora ambulante portaba el cubrebocas, mientras que la mayoría de los comensales en los restaurantes no.

Es increíble que la gente con menos recursos y menos cultura lo hagan. Ahí va la señora no le importa y esos son los que nos dañan”.

Lupita, vendedora ambulante, dijo: “nosotros estamos tratando de cuidarnos para poder estar en la calle y trabajar. Mucha gente no trae cubrebocas en los restaurantes”.

Esperando mesa las personas no guardaban la sana distancia.

Y también había fila para comprar helados.

Alfredo, vecino de la zona Polanco, comentó: “Yo creo que estamos muy irresponsablemente en la calle todos”.

En el Parque Lincoln, que llaman el corazón de Polanco, había gente reunida alrededor del estanque.

Todo parecía transcurrir sin ningún temor al contagio, como estos ocho vehículos conducidos por jóvenes.

La mayoría llevaba globos y hacían sonar el claxon, quizás se dirigían a un festejo.

En Polanquito, como se le conoce a la zona, se concentra el mayor número de restaurantes y bares.

Con semáforo naranja se permitió a los restauranteros, con el fin de que se mantuviera la sana distancia, usar algunos cajones de estacionamiento para poner mesas.

Personal de la alcaldía Miguel Hidalgo, hizo apercibimientos porque no se respetaron los lugares.

En otro restaurante también acudió personal de la alcaldía porque había gente fumando en las mesas, que estaban en las banquetas, lo que no está permitido no solo en tiempos de pandemia.

El Menú o la Carta no se pueden entregar a cada comensal, tiene que ser una sola puesta en acrílico o pegada en las mesas o bien obtenerla con código QR.

Algunos restaurantes lo olvidaron.

Estoy viendo que están entregando cartas, las cartas están prohibidas no pueden, deben tenerlas selladas para que puedan ver el Menú y guardar todos los protocolos. Y la otra no pueden fumar aquí afuera, les tienes que decir que se retiren a otro lado, no pueden fumar sino vamos a tener que apercibir por favor”, dijo el supervisor de la alcaldía al restaurantero.

En cambio, en una librería-cafetería se reservaron mesas con figuras de cartón de los escritores Julio Cortázar y Jorge Luis Borges, marcando así la sana distancia.

En otras calles de Polanco la situación no cambia, si no fuera porque algunos llevan cubrebocas se pensaría que era un día normal en la avenida Presidente Masaryk.

A pesar del alto riesgo de contagio la gente paseaba por las calles, principalmente los jóvenes no usaban cubrebocas.

Una tienda de ropa tenía una fila de unas 40 personas esperando pasar a comprar.

Mientras se hacia la fila, no se guardaba la sana distancia.

 

 

#Hoyenunomasuno #unomasunoNoticias #Redaccion
#unomásuno #webmaster@unomasuno.com.mx
D.R. unomásuno – TVDIARIOMX 2020