Inicio / Mundo / En los años ’90, ‘El Chapo’ era el rey de México: Miguel Angel ‘Gordo’ Martínez

En los años ’90, ‘El Chapo’ era el rey de México: Miguel Angel ‘Gordo’ Martínez

 

Contó como el narcotraficante transportaba la droga y el dinero que ganaba con su venta

 

Tratamientos de rejuvenecimiento en clínicas suizas, una mansión frente al mar en Acapulco con un yate llamado «Chapito» en la puerta, ranchos por doquier, cuatro jets, un puñado de mujeres y un zoológico privado con leones: en los años ’90, ‘El Chapo’ Guzmán era el rey de México.

Antes de su primer arresto en Guatemala en 1993, el exjefe del cartel de Sinaloa Joaquín ‘Chapo’ Guzmán era un hombre que disfrutaba al máximo de la fortuna que amasaba traficando toneladas de droga a Estados Unidos,aunque también gastaba millones para protegerse de las autoridades, de sus enemigos y hasta para grabar las conversaciones telefónicas de sus muchas novias.

«(El negocio) era el mejor del mundo», testificó el mexicano. «Se agarró el boom cocainero».

Antes de las declaraciones del testigo, se pensaba que «El Chapo» era un capo que vivía con menos excentricidades que otros de sus colegas, ya que en sus casas que habían sido registradas por las autoridades sólo se habían encontrado fuertes medidas de seguridad y sofisticados túneles, pero nada fuera de lo común.

El Chapo llegó a recibir hasta tres de sus jets llenos de dinero de las ventas de droga en Estados Unidos: de 8 a 10 millones de dólares en cada avión llegaban»casi cada mes» a Ciudad de México desde Tijuana, tras recibir los pagos de Estados Unidos.

«Después de la muerte de Osama bin Laden, el multimillonario capo de la droga, Guzmán, es ahora el hombre más buscado del mundo. Un alto funcionario de la DEA lo llama el ‘Padrino del mundo de las drogas’, y agregó que Guzmán tiene más poder que el que Pablo Escobar hizo durante su apogeo en la década de 1980, pero no comparó sus fortunas», publicó entonces la revista especializada.

Un informe obtenido vía transparencia por el diario mexicano El Universal reveló que entre 2007 y 2015 le fueron decomisados al cártel 599 aviones.

Cecilia Farfán, investigadora de la Universidad de California San Diego, aseguró a Infobae el 11 de noviembre que a diferencia de otros grandes narcos, a Guzmán Loera no se le han incautado autos o joyas. Desde su punto de vista, esto resulta interesante, porque si el capo tuviera ese tipo de excentricidades, después de su captura el gobierno mexicano hubiera sido el primero en exhibirlo.

“Debe de haber dinero”, expresó, pero lo cierto, dijo, es que no se puede estimar.

El lunes, durante su primer día ante el juez, el piloto señaló que el capo podía llegar a pagar hasta USD 10 millones por soborno.

«El Chapo», que ha estado detenido en confinamiento solitario desde su extradición a Estados Unidos a principios del año pasado, se ha declarado inocente de los cargos de que acumuló una fortuna multimillonaria al traficar toneladas de cocaína y otras drogas en una amplia cadena de suministro que llegaba a Estados Unidos.

De ser declarado culpable, enfrentaría una posible sentencia a cadena perpetua. Su juicio, ahora en la tercera semana, podría durar cuatro meses.

El capo es acusado de 11 cargos relacionados con tráfico de drogas y blanqueo de dinero.

 

Redacción unomásuno

unomásunomx@gmail.com

D.R. unomásuno, UTV 2018