viernes, mayo 7, 2021

Aseguran funcionarios estadounidenses que Emma Coronel tiene contacto con agentes desde 2017

Funcionarios estadounidenses aseguraron que la detención de la esposa de Joaquín «El Chapo» Guzmán, fue pactada.

Emma Coronel, esposa de Joaquín “El Chapo” Guzmán detenida esta semana, tenía contacto con las autoridades de Estados Unidos desde 2017.

Desde hace cuatro años habían hablado con ella funcionarios de la Oficina Federal de Investigaciones (FBI), la Agencia Antidrogas de Estados Unidos (DEA) y el Servicio de Inmigración y Aduanas (ICE).

Aunque la detención de Coronel, ciudadana mexicoestadounidense de 31 años e “influencer”, sacudió a ambos países norteamericanos el lunes, los funcionarios estadounidenses aseguraron que fue un acto pactado.

“La señora Coronel habló de sus planes de entrega varios días antes de su arribo al aeropuerto de Dulles (Virginia). Esto le fue notificado al Departamento de Justicia y a los fiscales para que prepararan lo necesario”, contó uno de los agentes anónimos.

Coronel, quien presuntamente ayudó a coordinar la operación del Cártel de Sinaloa, afronta una pena mínima de diez años de cárcel y una máxima de cadena perpetua, además de una posible multa de 10 millones de dólares, si resulta culpable del cargo criminal de narcotráfico en su contra.

Las revelaciones de su arresto han causado polémica, pues documentos de autoridades mexicanas y estadounidenses mostraron el miércoles pasado el intento fallido de Coronel para una última y tercera huida de su esposo, el Chapo, tras su arresto en 2016.

En la queja criminal, el FBI afirma que Coronel pagó 2 millones de dólares al funcionario mexicano encargado del sistema penitenciario para revertir la transferencia del Chapo al penal de Ciudad Juárez desde la cárcel del Altiplano, de donde el capo ya se había fugado en 2015.

Además, se sugiere que la mujer buscaría ser testigo protegida en Estados Unidos.

“La rendición de Coronel señala la existencia de un acuerdo de cooperación en el que ella podría proveer información o testimonio a cambio de indulgencia en su propio caso”, reportó un medio estadounidense al citar a un agente federal anónimo.

Similar Posts